lunes

Y te amo


Un silencio.

Qué desastre hay debajo de mis ojos
de momento se humedecen
entre un te amo reprimido
y el enorme silencio
por debajo de la piel.

Y te amo.
Como amo las distancias entre tus ojos

cada pliegue en tu piel,
como amaría tu desamor…

Y amo ese silencio que me hiere
de dos palabras que no sabes juntar.

Amo cada letra ilegible,
cada carta
jamás escrita para mí.
Cada risa y cada diente
cada átomo de tu ser.

Y te quiero
con mis manos
con mis uñas

con mis muslos
y mis dedos.
Y cada labio entreabierto
cada beso invisible
cada palabra no dicha
cada frase incompleta...

Gracias de nuevo
por recordarme
que soy un bicho raro

Que dice todavía: Te amo



9 comentarios:

Enredada dijo...

no sos un bicho raro...o tal vez si, y seas vos y otros bichos raros como yo.
Decir te amo es decir tanto.
Tu poema simplemente me atrapó, como todo lo que escribís, el amor y la indiferencia, el desasociego de amar lo que no tenemos ni tal vez tendremos nunca, pero amar.
Un beso enorme, y gracias, por compartir tus letras, siempre.

Jorge Arce dijo...

Cuando se quiere así... eso es todo!! Deberíamos formar una asociación o algo así.. de los bichos raros. Un beso.

Apostillas literarias dijo...

Un poema muy romántico, sin duda. El yo poético ama, y lo expresa con todo su ser.

Muy sentido, pasional.

Anónimo dijo...

Debería haber plaga de bichos raros.
Muy honesto tu poema, amoroso y triste.

Un abrazo a tus silencios.

Horacio R.

David Montoya dijo...

Acepto gustoso tu oferta, y permite a este muchacho dejar de tutearte. Navegando por las orillas de la red causalemtene vine a caer a tus cafeínicas letrerías, y así medio dormido medio despierto. Valla sorpresa tan esperada y desesperada, me topé con otro bicho tan raro como yo, pero como sucede con las sorpresas esperadas y mas con las desesperadas, siempre tienen su parte menso agradable,pero igualmente requerida y aceptable; Me vi divagando de nuevo, (esto ya es uno de mis vicios naturales presente en todos los instantes de los días), así que estúpidamente y con todo el respeto imagine otra versión del hecho de estar escribiendo un comentario en tu blog, (bastante largo...nimodo....)
Si yo en vez de ´´veintitantos´´ tuviese ´´treintaitantos´´...
Si fuera usted una Mujer soltera...
Si yo fuera un hombre decente...
Si usted viviera en la misma ciudad en que yo vivo...
Si yo tuviera una ciudad para vivir...
Si viviera usted cerca de mi casa...
Si yo tuviera alguna casa y lo mejor viviera en ella...
Si todos los factores anteriores hubieran conjugado en otro tiempo espacio y lugar, es muy probable que yo hubiese sido aquel hombre con el que usted tomó una interminable taza de café alguna tarde de invierno...(Es ahora cuando se supone que yo tendría que regresar a la realidad y decir; -El hubiera no existe.- afortunadamente me queda la imaginación). Afectado por ese susurro imaginativo regalo este comentario y abro la puerta a la invitación de un encuentro futuro en algún café predilecto en alguna de mis escapadas por alguna ciudad. Claro también, ¿Por qué no? no estaría de mas que visitara usted las letroadicciones de mi guitarra.

Gracias por el rato, no me despido. Provecho.
Atte: David Montoya.

mONo dijo...

ME PARECIO HERMOSO LO QUE ESCRIBISTE, LOS SENTI MUY ¡¡PROFUNDO Y VERDADERO!! TE FELICITO POR LA MANERA EN QUE ATERRIZAS LO QUE SIENTES EN TUS LETRAS DE VERDAD MUY HERMOSO...

Y QUE BUENO AMAR TANTO,UNO AMA POR AMOR NO POR SER CORRESPONDIDO, SI AMAS LO DEMAS... ES LO DEMAS Y TAN TAN.

SALUDOS Y GRACIAS POR TAN BONITA POESIA.

Sergio Velazquez Leon de Guevara dijo...

MUY BONITA, CIERTO.
DEBE SER MUY HALAGADOR SENTIRSE TAN AMADO. HABEMOS QUIENES DESEAMOS DESESPERADAMENTE ESE PAR DE PALABRAS (COMO SECRETAMENTE LAS LLAMAS), Y, CON ESTE GESTO AMOROSO, NOS HAS ARRANCADO UN SUSPIRO.

Orlando dijo...

Wow. Para serte franco, no soy mucho de poesía, pero éste, definitivamente me atrapó.
Un bicho raro, sí, es lo que necesito. Saludos

Clarice Baricco dijo...

No dejes de amar. No dejes de escribir.


Abrazos.

Graciela.